Uno de los puntos fuertes que tiene el sistema Camplify es la tranquilidad que ofrecemos tanto a nuestros propietarios registrados como a los arrendatarios durante su experiencia.


Es perfectamente comprensible que tengas dudas sobre si anunciar o no tu autocaravana, camper, caravana o remolque tienda para alquilarla, por el temor a que sufra algún daño. En Camplify entendemos, mejor que nadie, la preocupación que tienen los propietarios sobre los daños. Por eso, estamos más que preparados para la eventualidad de que tu vehículo caravaning sufra algún daño durante un alquiler con Camplify.


A veces, por desgracia, ocurren accidentes. En el caso de que algo le suceda a tu autocaravana, furgo o caravana durante el alquiler, todas las reparaciones quedarán cubiertas por el seguro, junto con la fianza que retenemos en todos los alquileres. Ser usuario registrado de Camplify significa que recibirás asistencia de nuestro equipo de soporte especializado durante el proceso de recuperación de costes, para que puedas dormir tranquilo sabiendo que nos ocuparemos de todo. 


Mediante el uso de nuestras listas de verificación previa y posterior al alquiler, podrás inspeccionar tu autocaravana, camper, caravana o remolque tienda y registrar cualquier daño o desperfecto que haya sufrido. Si crees que ha habido algún desperfecto, no tienes más que presentar una reclamación de daños a Camplify, y el asunto se resolverá lo antes posible.


Para más información, visita nuestra página de seguros.